Ads 468x60px

Samanta Villar, ¿inocente o culpable?

[4svillar.jpg]

El teletipo saltaba hoy en las redacciones de los periódicos: Un juzgado de Sevilla ha citado a declarar como imputada a Samanta Villar, la periodista del programa 21 días, de Cuatro, acusa de ser cómplice de robo de unos hierros mientras realizaba uno de sus reportajes, en concreto en el programa titulado "21 días en una chabola". Al parecer, la periodista acompañó a cuatro miembros de una familia –también imputados– en el presunto robo que asciende a algo más de mil euros (incluyendo el precio del candado que rompieron), según el denunciante. La noticia asegura que es la segunda vez que se cita a Villar puesto que la primera, en un juzgado de Barcelona (su residencia habitual), no compareció.

Tras saltar la noticia, Cuatro se apresuró, claro, a dejar claro que su presentadora "nunca se ha negado a colaborar con la justicia, como ya demostró con su declaración voluntaria ante la Guardia Civil", pero lo más surrealista es que añade que su participación en el robo se debió "al desempeño de una labor informativa, sin ánimo de lucro". La pregunta, claro, es qué es lo que no tenía ánimo de lucro. Si es el repotaje. O el robo. El reportaje está claro que no, puesto que se grabó para emitir por televisión y recaudar un pico con la publicidad. Y en cuanto al robo, parece irrelevante si tiene o no carácter lucrativo o uno sólo roba por divertirse, como esos niñatos que roban coches para luego irse de juerga o estamparlos por ahí. (Samanta aquí tienes otro "divertido" reportaje de esos que te gustan a ti para tu colección: "21 días robando y estampando coches").

Si esto fuera Veredicto o el hoy rebautizado como De buena ley y tuvieras que dictar sentencia ¿cuál sería?: ¿Es Samanta Villar cómplice de robo por lo que hizo o es inocente porque ella sólo estaba haciendo un reportaje? Al margen de la pregunta, el suceso da pie a una profunda reflexión: hasta dónde puede llegar un periodista en el ejercicio de su profesión. Personalmente, no me gusta que el periodista tenga una papel protagonista en sus reportajes, que todo gire en torno a él. Quizás soy un periodista de la vieja escuela y me gusta que el periodista sea prácticamente invisible a los ojos del espectador, que no note su presencia. Justo lo contrario de cómo se trabaja hoy en televisión. Pero el suceso me provoca también una cuántas preguntas, sobre todo si ella no llegó a coger nada de lo que robaron sus acompañantes: ¿Grabar un robo es cometer un delito?, ¿Grabar una manifestación ilegal es ilegal?, ¿Grabar un asesinato, un atentado, un violación te convierte en cómplice? Claro, que al mismo tiempo se me antojan otras preguntas: ¿Saber que alguien va a cometer un robo y acompañarle para grabarlo es un delito? ¿Saber que alguien va a cometer un asesinato, atentado o violación y grabarlo en lugar de evitarlo es un delito? El debate está servido: ¿Es Samanta Villar inocente o culpable?

[21 días prepara actualmente nuevos programas para Cuatro]

8 comentarios:

Ruth dijo...

Hombre, no sólo grabó, condujo la furgoneta en la que se llevaron el material consciente, así lo dijo, de que estaban robando.

A mí me parece culpable. Si hace periodismo de riesgo tiene que asumir las consecuencias.

jorja dijo...

pues si,estoy de acuerdo con ruth ...es culpable
por ser periodista no es mejor que los demás
saludos

Anónimo dijo...

Si en España hubiera justicia debería ser condenada como autora de un robo con fuerza que el código penal castiga con una pena de 1 a 3 años de prisión,si es periodista, como si es frutera, panadera, taxista, enfermera o como si está en el paro,que algunos periodistas se creen con inmunidad para hacer lo que les de la gana, incluso para cometer delitos con tal de conseguir audiencia.Que hay mucha gente condenada por robar en obras,me gustaria que los medios de comunicación informaran de la sentencia cuando salga porque va a ser interesante ver que excusa se buscan para no condenarla, como seguramente pase con la justicia de risa que tenemos en España.

TELEpatético dijo...

-Ruth, más que periodismo de riesgo yo este programa lo veo como periodismo de morbo, pero bueno.

-Jorja, otro minipunto para declararla culpable.

-Anónimo, pues veremos si se publicita esa sentencia. Supongo que sí, y veremos qué dice. De momento, aquí vosotros la habéis declarado culpable por unanimidad.

jorja dijo...

gracias tele jeje
tienes razón y el pasi se quejando que tiene pocos comentarios jijiji
saludos y ya entrare para comentar algo en tu blog...esta muy bien
besosssss

isma18 dijo...

Yo quiero que Samantha Villar haga un “21 días robando y estampando coches”, no sé tú, pero mola esa idea. ¡Vandalismo público, robos, golpes con bates de béisbol a vagabundos, y ninjas por doquier! Jo, yo quiero ver ese programa, si algún día se hace, claro. Eso lo petaría cosa bárbara, oiga.

TELEpatético dijo...

-Jorja, pues ya sabes, a partir de ahora deja aquí los comentarios, jajaja. Bueno, no en "sustitución de" sino en "además de", no vayamos a cabrear al Pasillero.

-Isma18, bueno, tranquilo, sus abogados están estudiando la posibilidad de un especial 21 días entre rejas. Pronto en sus pantallas.

Taina dijo...

Yo no entiendo de leyes, pero lo poco que conozco es que al menos cómplice puede ser. No tengo el informe de la acusación y tampoco ví el programa pero el tipo de reportajes de esta chica no me gustan ni medio pelo. Se ha convertido en protagonista de la historia, y como yo también soy de la vieja escuela, prefiero que los periodistas seamos prácticamente invisibles a los ojos del telespectador.
Me estoy acordando de la historia de hace unos meses en Brasil. La justicia ha acusado a un presentador de TV de ordenar asesinatos para subir la audiencia de su programa de sucesos.
¿Llegarán algunos empresarios o periodistas españoles a esta situación? Grabar, desde luego que tenemos que grabar lo que gusta y lo que no gusta, independientemente de audiencias, pero NUNCA, podemos convertirnos en cómplices de ningún delito. Nuestra misión es otra, denunciarlos.

Saludos y seguiré leyendo tu blog

Taina

No se vayan todavía, aún hay más...

Contacta con TELEpatético. Rellena el formulario y me llegará tu mensaje.

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *