Ads 468x60px

Como una moto con Pablo Motos

Dice Jesse Eisenber que El hormiguero, el programa de Pablo Motos en Cuatro, está diseñado para humillar a los invitados americanos. Se equivoca. El hormiguero está diseñado para humillar a todos los invitados, españoles y extranjeros. Y hasta extraterrestres, si se dignaran a acudir. De acuerdo, es una exageración. Pero es cierto que se trata de un programa donde se trata de ir a hacer un poco el tonto, dejar el ridículo a un lado y dejarse llevar, donde lo de menos es quién sea el invitado y qué tenga que contar. Todo es una gran fiesta, un gran circo donde a los invitados se les interrumpe continuamente y se les suma a la atracción a un ritmo veloz.

El actor de la peli sobre Facebook, que acudió al programa de Cuatro junto a Justin Timberlake y Andrew Garfield, ha dicho en el programa de Conan O'Brien sobre su experiencia en el programa de Motos que "te dicen que el único objetivo es divertirte. Entonces entras y te das cuenta de que es imposible, porque el programa parece diseñado para humillar a los invitados estadounidenses. Muestran fotografías estúpidas de ti y se burlan de ti y la audiencia se ríe, entonces te llega la traducción y no te da tiempo a contestar porque ya han pasado a otra cosa en español".

Quizás al joven actor antes de abrir la boca le ha faltado entrar en internet y verse algún Hormiguero con un invitado español para darse cuenta de que la cosa es exactamente igual, vaya quien vaya. También le ha faltado zapear en el televisor del hotel en el que se alojó en España para darse cuenta de que hubiera sido peor si cualquier otro programa hubiera pagado más por tenerles allí. Imagínenlos en un Sálvame o un DEC, ¿qué hubiera dicho entonces de la tele española?

Vale, de acuerdo. El hormiguero no es un programa para tímidos o para quienes hayan olvidado su lado infantil. Tampoco para actores que, simplemente, quiren sentarse en una silla para ser entrevistados y promocionar su película lo más rápido posible. El hormiguero no es un programa para hablar ni para escuchar, sólo para seguir la gracia y dejarse llevar. Justin Timerlake lo intentó en algunos momentos y los otros dos simplemente pasaron y no quisieron interpretar el papel de unos actores que se lo pasan bien aprendiendo cómo son otros programas y otras culturas. Sí, otras culturas. Porque El hormiguero, pese a sus excesos, que son muchos, todavía tiene algo de cultura y no se practica el insulto gratuito. Eso se da en otros (y muchos) programas de España. Suerte que han tenido que no les tocó visitarlos.
.

[El hormiguero se emite de lunes a jueves a las 21.30 h. en Cuatro]

2 comentarios:

Manolo Molina dijo...

No estoy en absoluto de acuerdo. EL HORMIGUERO es el mejor programa de entretenimiento que tiene la tele ahora mismo. El unico que te hacer reir sanamente.

TELEpatético dijo...

-Manolo Molina, no hace falta estar de acuerdo conmigo, eso enriquece el debate. A mí me gusta El hormiguero y me gustaba más en su versión semanal pero cometen tantos excesos que a veces parece que se parodian sí mismos.

No se vayan todavía, aún hay más...

Contacta con TELEpatético. Rellena el formulario y me llegará tu mensaje.

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *