Ads 468x60px

Los Oscar más telepatéticos

UNA GALA EN PAÑOS MENORES, COMO SU PRESENTADOR



De los Oscar espero algo más que encontrarme a su presentador, en este caso Neil Patrick Harris (Cómo conocí a vuestra madre) en calzoncillos. Ni como gag ni como homenaje me aporta nada. Pero fue el fiel reflejo de una gala que se quedó en paños menores, tan pretenciosa y sobrecargada en la decoración y tan escasita en sorpresas, vanguardia y espectáculo. Una gala de manual pobre en recursos, una gala para olvidar.

De los Oscar espero algo más que encontrarme a Lady Gaga haciendo un particular homenaje de Sonrisa y lágrimas.

De los Oscar espero algo más que encontrarme con una gala que se conforma con sorprender en el arranque pisando el acelerador a tope para luego frenar en seco porque no hay mucho más que ofrecer ni durante los premios de relleno ni durante los grandes. Donde Glory, interpretado por John Legend y Common, fue la única actuación que permitió subir la bajísima media en la que se ha quedado anclada esta edición, interrumpida a cada rato por la publicidad americana (a uno ya no le quedaban ganas ni de mear) y con un final cortante, donde todo el peso corrió a cargo del ganador de la noche, Gonzalez Iñarritu, que solo debía estar allí para recoger sus premios y no para levantarles el guion y la fiesta. 

De los Oscar espero que mejoren cada año, que me asombren con actuaciones solo aptas para su ingenio y presupuesto, que me hagan envidiar sus galas frente a los lentos Goya españoles o los inexistentes premios de la tele española (TP de Oro RIP).

De los Oscar espero algo más que encontrarme a un presentador de prestado de TVE, en este caso Carlos del Amor, para liderar sin ninguna química con sus compañeros de mesa una noche también olvidable desde Madrid. Al final parecía que buscaban en los tuits de los espectadores el ingenio que ellos no encontraron, y lo que debía ser una sección de apoyo se convirtió en el centro de la noche, ya que era de lo poco interesante que aportaron.

De los Oscar espero que si Canal Plus monta un tinglado en los cines Callao de Madrid la conexión me transmita ganas de estar allí y no de alegrarme por estar calentito en mi casa.

[Los Oscar se emitieron en la madrugada del domingo al lunes en Canal Plus]

2 comentarios:

Mister Tal dijo...

Tienes toda la razón. Y a los Oscar, para rematarlos, les habría yo mandado a Alex O'Dogherty a hacer una versión de Annie de esas que sólo él sabe hacer. Con esos ruiditos que nos desquiciaron en los Goya.

TELEpatético dijo...

-Mister Tal, que los Oscar nos hayan recordado los errores de los Goya y no al revés es lo que tiene que dar qué pensar.

No se vayan todavía, aún hay más...

Contacta con TELEpatético. Rellena el formulario y me llegará tu mensaje.

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *